Domingo, 25 de Octubre de 2018
La segunda conversión
Darse cuenta de que ser cristiano es algo más que vivir costumbres, tradiciones y hasta rutinas cristianas


La Iglesia nos invita a los cristianos a la conversión permanente, perfecta, definitiva. Es un desafío para todos nosotros. Nos estimula a revisar nuestro propio camino de conversión, nuestros progresos personales hacia la santidad.

¿Qué significa conversión para nosotros?
Es un cambio serio, profundo, total, que abarca toda la persona. Cambio de mentalidad, cambio interior, de actitudes interiores que nos lleva a transformar también toda la vida exterior.

La primera conversión. En la vida de cada cristiano existe una primera conversión. El día de nuestro Bautismo, todos fuimos convertidos. Dios cambió radicalmente nuestra vida, por la gracia y fuerza divina. Nos llamó a vivir como redimidos, como hijos queridos de Dios. Pero no tuvimos mucha participación todavía en esa conversión.

La Segunda conversión. Por eso, en la vida de cada cristiano auténtico, debería haber una segunda conversión: Darse cuenta de que ser cristiano es algo más que vivir costumbres, tradiciones y hasta rutinas cristianas. Tomar una decisión muy personal de vivir una vida cristiana, vida entregada, generosa, comprometida - por convicción personal, no solo por decisión de los papás, como en el Bautismo.

Esta conversión definitiva es un volverse, un abrirse con todo el ser a Dios y a los hermanos. Y la mejor expresión de ello es la confesión, sacramento de la reconciliación y la conversión. Nuestras confesiones de Cuaresma han de ser pasos decisivos hacia un cambio sincero y radical.

Conversión radical. Quizás tenemos un concepto demasiado simplista de lo que es conversión: pasar de una situación de ateísmo o de corrupción moral a la fe o a una vida recta. Y es verdad, existen conversiones de este tipo: un cambio radical de camino, la decisión por una vida nueva. Un ejemplo preclaro de ello tenemos en San Pablo. Otros ejemplos son San Agustín, San Francisco de Asís, San Ignacio de Loyola, Charles de Foucauld, etc.

Hasta podemos decir que la historia de la Iglesia es la historia de sus conversiones y renovaciones, la historia de sus grandes convertidos a lo largo de los siglos.

También en nuestro tiempo actual encontramos movimientos que impulsan a la conversión radical: p.ej. Cursillos de cristiandad, Movimiento de Renovación Carismática, etc.

Conversión permanente. Pero existe también otra forma, una forma más corriente de conversión. Se trata de personas que no cambian su vida de un modo tan drástico, tan instantáneo, que no hacen virajes tan espectaculares.

Todos sabemos que la conversión normalmente no se da de un día a otro. Es un proceso largo de cambio, una conversión permanente. Consiste en pequeñas conversiones, conversiones diarias.

Son personas que elevan sin cesar su vida, que cada año se les ve más generosas, más profundas, más entregadas. Son los hombres y mujeres de las pequeñas conversiones, de la “conversión diaria”. Supongo y espero que todos nosotros pertenezcamos a este tipo de convertidos.

El fuego de la conversión. Podríamos expresar estas dos formas de conversión a través de una imagen: la conversión es como un fuego. Recordemos la palabra de Jesús: “Vine a traer fuego a la tierra” (Lc 12,49). Y todos los convertidos se han visto atraídos por ese fuego de Jesús: Para algunos es como un fuego que parece abrasarlos de repente y todo cambia.
Para otros, sin duda la gran mayoría, el fuego es discreto, lento, interior, pero constante; un fuego que ilumina, calienta, acrisola; que permanentemente se reanima y extiende.

Pidámosle a María y a Jesús, que despierten en nosotros un gran anhelo de cambiar, y que nos regalen la gracia de la transformación permanente.


Fuente: Catholic
Publicado por: Esteban Gonzalez
Categoría:
Temas Actuales y Meditaciones
Visitas: 947
Compartir en Facebook
¿QUE SENTIS? COMPARTI TU OPINION

12%
NADA

COMENTARIOS

De Facebook
Anónimos



Volver al Indice de Noticias




Temas Actuales y Meditaciones

Pobres riquezas y ricas pobrezas
Domingo, 10 de Noviembre de 2018
Pobres riquezas y ricas pobrezas
Meditación sobre las enseñanzas de Jesús sobre la verdadera riqueza


Santo del Día

10 de noviembre: San León Magno
Domingo, 10 de Noviembre de 2018
10 de noviembre: San León Magno

Papa y Doctor de la Iglesia


Con el pie derecho

Ver toda la programación
Noticias
Curiosidades
Dioses de cocodrilo entre las tablillas egipcias
El Ministerio Egipcio de Antigüedades ha revelado dos tablillas antiguas de arenisca con elaboradas inscripciones que representan a diversas deidades egipcias y faraones, Leer más
Ver más curiosidades

El Clima




Mensajes
que san expedito la proteja en la visita al medico especialista por una pequeña perdida de sangre una vez sola del recto hace 3 dias que esta bien que salga todo bien y no sea nada lo pido como esposo osvaldo
alicia - 01/11/18 18:29
UN SALUDO A LOS ESPOSOS ENRIQUE Y BELKYS EN PALNORTE CAMPO DOS. FELICIDADES POR ESE MATRIMONIO
MAYERLIN - 01/11/18 15:55
Saludos a mi vieja Marcela que la quiero una banda y hoy es su día te amo mamá. Atte agus
Agustina - 21/10/18 20:33
buen dia amigo hoy es un dia muy especial muy feliz dia de la madre ah todo lo estan y lo q tambien nos mira desde arriba para toda las madre muy feliz dias a todas los rojas del barrio san martin a mi hermana cuñada vecina a todo
rojas miguel - 21/10/18 08:56
saxepedito dame buen fin de semana que nuca me falte la plata cuida de mi amparo que nuca me falte la plata elegame de telma deame suerte con la lisensia de codusir cuida de mi tia alejadra cuida de mi hija sofia musi donde valla de suerte con caro
ezequiel - 29/09/18 00:10

Divisas Extranjeras
Usuario
Usuario

Constraseña

Registrarse
Olvidó su contraseña?

Hay 7 usuarios en linea