Domingo, 10 de Octubre de 2017
Quien elige la mejor parte
Homilía de la Misa matutina en la Capilla de la Domus Sanctae Martahe, el Martes 8 de octubre de 2013.

Orar significa abrir la puerta al Señor a fin de que pueda hacer algo para reorganizar nuestras cosas. El sacerdote que hace su deber, pero no abre la puerta al Señor, se arriesga a convertirse sólo en un «profesional». El Papa Francisco, en la misa que celebró el martes 8 de octubre, se detuvo en el valor de la oración: no la de «papagayo», sino la que se «hace con el corazón» que lleva a «mirar al Señor, a escuchar al Señor, a pedir al Señor».

La reflexión se desarrolló a partir de las lecturas de la liturgia, tomadas del libro de Jonás (3, 1-10) y del Evangelio de Lucas (10, 38-42). En particular, haciendo referencia al pasaje evangélico, el Pontífice propuso como modelo a seguir la actitud de María, una de las dos mujeres que habían acogido a Jesús en su casa. María, en efecto, se detiene a escuchar y a contemplar al Señor, mientras que Marta, su hermana, continúa ocupándose de los quehaceres de la casa.

«La palabra del Señor -expresó el Papa- es clara: María ha elegido la mejor parte, la de la oración, la de la contemplación de Jesús. A los ojos de su hermana era perder tiempo». María se detiene a mirar al Señor como una niña maravillada, «en lugar de trabajar como hacía ella».

La actitud de María es la justa porque -explicó el Pontífice- ella «escuchaba al Señor y oraba con su corazón». He aquí qué «quiere decirnos el Señor. La primera tarea en la vida es ésta: la oración. Pero no la oración de las palabras como los papagayos, sino la oración del corazón», a través de la cual es posible «mirar al Señor, escuchar al Señor, pedir al Señor. Y nosotros sabemos que la oración hace milagros».

Lo mismo enseña el episodio narrado en el libro de Jonás: un «testarudo», le definió el Santo Padre, porque «no quería hacer lo que el Señor le pedía». Sólo después de que el Señor le salvó del vientre de la ballena -recordó el Pontífice- Jonás se decidió: «Señor, haré lo que dices. Y fue por las calles de Nínive» anunciando su profecía: la ciudad sería destruida por Dios si los ciudadanos no mejoraban su modo de vivir. Jonás «era un profeta “profesional” -precisó el Obispo de Roma- y decía: en cuarenta días Nínive será destruida. Lo decía seriamente, con fuerza. Y los ciudadanos de Nínive se atemorizaron y empezaron a orar con las palabras, con el corazón, con el cuerpo. La oración hizo el milagro».



 

También en este relato -afirmó el Papa Francisco- «se ve lo que Jesús le dice a Marta: María ha elegido la mejor parte. La oración hace milagros, ante los problemas» que hay en el mundo. Pero existen también aquellos a quienes el Papa definió «pesimistas». Estas personas «dicen: nada se puede cambiar, la vida es así. Me hace pensar en una canción triste de mi tierra que dice: dejémoslo. Abajo en el horno nos encontraremos todos».

Ciertamente es una visión un «poco pesimista de la vida» -apuntó- que nos lleva a preguntarnos: «¿Para qué orar? Déjalo, la vida es así. Vayamos adelante. Hagamos lo que podamos». Y esta actitud tuvo Marta -aclaró el Pontífice-, quien «hacía cosas, pero no oraba». Y después está el comportamiento de los otros, como ese «testarudo Jonás». Estos son «los justicieros». Jonás «iba y profetizaba; pero en su corazón decía: se lo merecen, se lo merecen, se lo han buscado. Él profetizaba, pero no oraba, no pedía al Señor perdón por ellos, sólo les apaleaba». Estos -subrayó el Santo Padre- «se creen justos». Pero al final, como sucedió con Jonás, se revelan unos egoístas.
Jonás, por ejemplo -siguió el Papa-, cuando Dios salvó al pueblo de Nínive, «se disgustó con el Señor: pero tú siempre eres así, ¡siempre perdonas!». Y «también nosotros -comentó-, cuando no oramos, lo que hacemos es cerrar la puerta al Señor» de forma que «Él no puede hacer nada. En cambio la oración ante un problema, una situación difícil, una calamidad, es abrir la puerta al Señor para que venga»: Él, de hecho, sabe «reorganizar las cosas».

En conclusión el Papa Francisco exhortó a pensar en María, la hermana de Marta, que «eligió la mejor parte y nos hace ver el camino, cómo se abre la puerta al Señor», al rey de Nínive «que no era un santo», a todo el pueblo: «Hacían cosas feas. Pero cuando oraron, ayunaron y abrieron la puerta al Señor, el Señor hizo el milagro del perdón. Y pensemos en Jonás que no oraba, huía de Dios siempre. Profetizaba, era tal vez un buen “profesional”, podemos decir hoy un buen sacerdote que hacía sus tareas, pero jamás abría la puerta al Señor con la oración. Pidamos al Señor que nos ayude a elegir siempre la mejor parte».



Fuente: Catholic
Publicado por: Esteban Gonzalez
Categoría:
Temas Actuales y Meditaciones
Visitas: 596
Compartir en Facebook
¿QUE SENTIS? COMPARTI TU OPINION


COMENTARIOS

De Facebook
Anónimos



Volver al Indice de Noticias




Temas Actuales y Meditaciones

De corazón de piedra a corazón de carne
Domingo, 17 de Enero de 2018
De corazón de piedra a corazón de carne
Dejaré que Jesús me extirpe ese corazón duro, de piedra, para darme un corazón de carne


Santo del Día

17 de enero: San Antonio
Domingo, 17 de Enero de 2018
17 de enero: San Antonio

Abad


Ministerio de canto de Prensa Siembra

Ver toda la programación
Noticias
Curiosidades
Comienzan a utilizar excrementos de perro para iluminar farolas
Los desechos orgánicos pueden utilizarse, aunque de forma defectuosa, como fuente de energía cuando se quema. Leer más
Ver más curiosidades

El Clima




Mensajes
pido a san expedito que me proteja en la visita al medico el dia martes 19 de diciembre por la tarde con mis estudios que me realizaron de que todo salga bien y sin problemas muchas gracias que Dios me proteja y San Expedito que siempre lo llevo conmigo me de toda la suerte y que todo salga bien muchas gracias
osvaldo - 17/12/17 11:56
Hola soy d Bs as. .buscó a mi mamá. Se llama Cristina mateus. No l conozco. M separaran d ella cuando tinia dos años...M nombre es .Santa agripins Ferreira. .x FAVOR quiero encontrarla. .
Ferreira Santa agripina - 07/12/17 12:38
con toda mi fe y de la mano de nuestro santo amigo San Expedito pido a Dios por la salud de Mari, por su recuperacion. evangelio San Mateo 8, 5 -11. YO NO SOY DIGNO DE QUE ENTRES A MI CASA PERO UNA PALABRA TUYA BASTARA PARA SANAR.
norma - 28/11/17 20:55
PEDIMOS A NUESTRO SANTO SAN EXPEDITO QUE SIEMPRE LO LLEVO CONSIGO MISMO QUE NOS PROTEJA A MI SEÑORA ALICIA PURICELLI Y A MI OSVALDO CALTABIANO QUE LOS ESTUDIOS EN SANGRE QUE TENEMOS QUE HACER EL DIA MARTES SALGAN TODOS BIEN Y SIN PROBLEMAS Y ADEMAS QUE EL TAC QUE ME HACEN A MI SALGAN NORMAL GRACIAS POR TODOS Y EL SEÑOR LOS PROTEJA A UDS. Y A NOSOTROS MUCHA GRACIAS POR TODO
OSVALDO - 19/11/17 11:15
Hola quiero mandarle un saludo a mi abu nilda que cumple 60
Maria - 08/11/17 14:27

Divisas Extranjeras
Usuario
Usuario

Constraseña

Registrarse
Olvidó su contraseña?

Hay 16 usuarios en linea