Domingo, 05 de Noviembre de 2017
Monseñor Juan Rubén Martínez: “No hacen lo que dicen”


En este domingo el texto del evangelio (Mt 23,1-12) nos señala la hipocresía y vanidad de algunos que ejercen el poder sin servir a los demás y sin dar testimonio de lo que dicen: «ustedes hagan y cumplan todo lo que ellos les digan, pero no se guíen por sus obras, porque no hacen lo que dicen». San Mateo, en el evangelio hacía referencia a la hipocresía y la vanidad de los escribas y fariseos, pero sabemos la vigencia que tiene este texto al evaluar nuestra realidad tanto en la sociedad como en nuestros estilos de convivencia eclesial. Nuestra gente sigue escuchando a dirigentes que «no hacen lo que dicen».

Probablemente en esto que Jesucristo, el Señor, nos señala y que lamentablemente tiene tanta vigencia, se fundamenta la profunda crisis de credibilidad que hay en nuestro tiempo. Esta crisis que afecta a nuestra dirigencia se da en todos los roles que implican cierta responsabilidad social y pública, sean empresarios, políticos, educadores, sindicalistas, comunicadores, religiosos… e incluso en los mismos padres y madres que son los primeros educadores de sus hijos.

Desde ya que no podemos generalizar porque seguramente hay muchos que ejercen sus responsabilidades especialmente con la autoridad del testimonio.

En medio de estas realidades es importante subrayar la necesidad de coherencia en los estilos de liderazgo que inmediatamente replican mejorando los ambientes, las familias y las estructuras sociales.

Debemos señalar que, lamentablemente, esto de una dirigencia no creíble, no es exclusivo de algunos ámbitos de la sociedad. También en la vida eclesial se verifica este mal donde muchos cristianos, llamados a transformar las realidades temporales y que tienen tareas de conducción, terminan mimetizándose con liderazgos que no dan testimonio de lo que creen, se distancian de la gente y no aman ni sirven.

También nosotros los pastores podemos caer en la tentación del clericalismo y de un modo de pastoreo que lo distancia de la gente y lo lleva a no sentirse parte del Pueblo de Dios.

Desde el texto del evangelio de este domingo, el Papa Francisco en «Evangelii gaudium» reflexiona sobre cómo debemos relacionarnos con los demás sobre todo para que podamos no ser autorreferenciales sino más servidores y misioneros. «Es verdad que, en nuestra relación con el mundo, se nos invita a dar razón de nuestra esperanza, pero no como enemigos que señalan y condenan. Se nos advierte muy claramente: Háganlo con dulzura y respeto y en lo posible y en cuanto de ustedes dependa, en paz con todos los hombres. También se nos exhorta a tratar de vencer el mal con el bien, sin cansarnos de hacer el bien y sin pretender aparecer como superiores, sino considerando a los demás como superiores a uno mismo. De hecho, los Apóstoles del Señor gozaban de la simpatía de todo el pueblo. Queda claro que Jesucristo no nos quiere príncipes que miran despectivamente, sino hombres y mujeres de pueblo. Ésta no es la opinión de un Papa ni una opción pastoral entre otras posibles; son indicaciones de la Palabra de Dios tan claras, directas y contundentes que no necesitan interpretaciones que les quiten fuerza interpelante. Vivámoslas “sine glossa”, sin comentarios. De ese modo, experimentaremos el gozo misionero de compartir la vida con el pueblo fiel a Dios tratando de encender el fuego en el corazón del mundo.»[EG 271]

El Señor, en el evangelio de este domingo critica con dureza a los que «no hacen lo que dicen»; pidamos la gracia de tener la humildad de revisar nuestras vidas para mejorar nuestra coherencia y ser más auténticos en el servicio.

¡Un saludo cercano y hasta el próximo domingo!

Mons. Juan Rubén Martínez, Obispo de Posadas


Fuente: Misiones Online
Publicado por: Esteban Gonzalez
Categoría:
Religion
Visitas: 173
Compartir en Facebook
¿QUE SENTIS? COMPARTI TU OPINION

16%
NADA

COMENTARIOS

De Facebook
Anónimos



Volver al Indice de Noticias




Temas Actuales y Meditaciones

¿Cuándo superaremos el «ojo por ojo y diente por diente»?
Domingo, 18 de Junio de 2018
¿Cuándo superaremos el «ojo por ojo y diente por diente»?

La venganza anidada en el corazón del hombre, cuando no se le pone límite, es capaz de acabar con los individuos en conflicto e incluso con naciones enteras, provocando guerras, hambre, sangre inocente derramada y enemistades que pueden durar siglos enteros.


Santo del Día



Proyeccion Comunitaria

Ver toda la programación
Noticias
Curiosidades
¿Por qué no se ha caído la Torre de Pisa?
Un equipo de ingenieros ha resuelto el enigma de por qué la Torre de Pisa sigue en pie a pesar de un largo historial de terremotos y el paso de más de 600 años. Leer más
Ver más curiosidades

El Clima




Mensajes
http://www.noticiaslaregion.com.ar/index.php?option=com_k2&view=item&id=7330%3Ael-riders-apostole%C3%B1o-ismael-fr%C3%ADes-competir%C3%A1-este-jueves-en-la-elite-de-la-ii-fecha-de-la-bmx-world-cup-de-la-uni%C3%B3n-de-ciclistas-internacional-en-montpellier-francia-con-los-mejores-del-mundo&Itemid=198#.WvJZcnz5asM.facebook
oscar dario parodi - 09/05/18 11:25
pido que la resonancia del recto que me hacen mañana viernes 6 sus resultado salga todo bien y sin problemas muchas gracias san expedido siempre te tengo presente
osvaldo  - 05/04/18 08:53
pido que la visita a la contactologa por mis lentes de contacto que estoy para ver de cerca tiene un pequeño defecto necesito que en lo posible tenga solucion para seguir usandolo gracias por todo y gracias a san expedito
osvaldo - 19/03/18 11:20
querido san expedito siempre te llevo conmigo te pido que los analisis en general que me hacen en sangre y orina salgan todos bien y sin problemas siempre que pido a san expedito todo se cumple y tengo mucha fe y son creyente gracias por todo
osvaldo caltabiano - 19/03/18 11:16
agradecere ayuda para poder salir de una situación incomoda que se le presentó a nivel social, complicándole su normal vida . agradesco la atencion y saludo atte.
ricardo - 02/02/18 19:05

Divisas Extranjeras
Usuario
Usuario

Constraseña

Registrarse
Olvidó su contraseña?

Hay 13 usuarios en linea